Enseñanzas de la huelga de los "camioneros rojos" de los EE.UU.


En 1934 se produjeron -durante siete meses- tres grandes huelgas de los "Teamsters", camioneros del estado de Minneapolis. Estas acciones, que fueron dirigidas por los trotskistas del SWP, Socialist Workers Party, sentaron las bases para un nuevo tipo de sindicalismo, dejando enseñanzas muy valiosas para los luchadores y las luchadoras que actualmente enfrentan a sus patronales, al gobierno y a la podrida burocracia sindical.  

Muchos años después, un integrante del comité de lucha que condujo estas huelgas, sintetizó lo que para él fue el elemento central que les permitió encarar semejante combate contra la burguesía y sus instituciones: "Realmente, el poder del movimiento estaba en las bases, pero estas bases necesitaban de un liderazgo que las guiase. No me importa lo bueno que pueda ser un ejército si no dispone de un buen general". 

Las batallas que se avecinan, en un marco general de ascenso que está empujando a las masas a insurreccionarse -Ecuador, Chile, Bolivia, Haití, Colombia, etc.- volverá a poner a la clase obrera argentina en un lugar de vanguardia. Sin embargo, no habrá manera de derrotar al gobierno y sus políticas de engaño y represión, sin construir un "estado mayor" revolucionario capaz de conducir las luchas hacia victorias tácticas y estratégicas. 

Las enseñanzas de los "Teamster", guiados por los trotskistas norteamericanos del SWP de James Cannon, Farrell Dobbs y George Novak, continúan vigentes. La nueva vanguardia debe tomarlas como propias, para encarar eficazmente la construcción de las asambleas, coordinadoras de base y piquetes de autodefensa que reclaman las actuales circunstancias. Por todo esto, reproducimos un artículo escrito por Bryan D. Palmer, quien es autor de Revolutionary Teamsters: The Minneapolis Truckers’ Strikes of 1934, Haymarket Books, mayo 2014 - Chicago: (Leer nota publicada en nuestro blog, en 2020) 

Comentarios